¿Soy un monstruo o es esto ser una persona?

Residencia de creación de Auba LLadó y Elena Castellanos con Luna Sánchez, Aurora Constanza y Rocío Barriga
del 24 de octubre al 4 de noviembre
Residencias - Micorrizas

Micorrizas: mediante este programa que utiliza el nombre de la relación simbiótica entre hongos y raíces, AZALA acoge a otras estructuras amigas para que desarrollen parte de sus programas aquí.

En colaboración con EiMa

¿Qué tiene lo grotesco que genera tanta atracción? 

Ya sea a través del gusto o el rechazo, contemplar una escena grotesca revuelve a quien la mira. La transgresión de los límites impuestos por el “orden natural”, la empatía hacia lo extraño, o el rechazo hacia lo considerado monstruoso son las preguntas que esta investigación trata de contestar a través del cuerpo en movimiento.

¿Soy un monstruo o esto es ser una persona? propone una búsqueda en la que cinco cuerpos se juntan para explorar los límites identitarios; los límites de lo imposible y de la exageración dentro del complejo mundo de lo grotesco y su conexión con lo absurdo y carnavalesco.

 Y si nos quitásemos los límites y parámetros que sujetan, todavía sin saberlo, nuestra manera de percibir, actuar, sentir, ser… ¿nos convertiríamos en monstruos?

¿Soy un monstruo o es esto ser una persona? es un proyecto dirigido por Auba Lladó y Elena Castellanos pero que nace de la unión de un total de cinco intérpretes y coreógrafas. Esta propuesta se interesa por indagar los aspectos enterrados de la identidad humana y explorar el movimiento sin límites ni restricciones.

Participan Rocío Barriga, Elena Castellanos, Aurora Costanza, Auba Lladó y Luna Sánchez. 

Auba Lladó: nacida en Palma de Mallorca, Auba Lladó abandona la isla para titularse como bailarina de danza clásica en el RCPD Mariemma y más tarde graduarse en el CSDMA en la especialidad de coreografía de la danza contemporánea. Máster en Práctica Escénica y Cultura Visual en el Reina Sofía por la UCLM y estudiante de Antropología Social y Cultural por la UNED. Como bailarina ha trabajado con diferentes artistas y coreógrafos como Matteo Fania y Giovanni Privitera en “El fantástico caballero Don Quijote de La Mancha” o Poliama Lima en “Las cosas en la distancia”. Con coreógrafos emergentes como Rubén Peinado en “Insidiosa” y “Gemación”, está última como creación conjunta. También ha trabajado con artistas visuales como Belén Abarza y Nano Bunster para la pieza “Perderse en el abrazo” así como en piezas propias como “Íntima”

Elena Castellanos: nacida en Campo de Criptana, Ciudad Real, Elena Castellanos es titulada superior en Coreografía e Interpretación de la Danza Clásica por el CSDMA, máster en Estudios Artísticos, Literarios y de la Cultura en la UAM y actualmente estudiante de Historia del Arte en la UNED. Como bailarina profesional ha trabajado con diferentes compañías como el Nuovo Balletto di Toscana en Florencia con la producción Romeo e Giulietta de Davide Bombana; con la compañía Kor’sia en las piezas como Spanishsuite, The Lamb, Somiglianza o su programa pedagógico Creando con el cuerpo; con la compañía Fernando Hurtado en su última producción El arte de perder cada día; o con otros coreógrafos emergentes como Xián Martinez con Cinzas y Pioneras, o Rubén Peinado con Insidiosa. 

Rocio Barriga: bailarina y creadora original de Sevilla. Se forma en diversas instituciones como el Centro Andaluz de Danza, Institut del Teatre, Conservatorio Superior de Danza ‘María de Ávila’ y Folkwang Universitat der Kunste en Alemania. Actualmente forma parte del programa del máster en investigación en danza del Royal Conservatoire de Antwerp y de Singel en Bélgica. Entre 2018 y 2019 fundan el colectivo de jóvenes creadoras La Basal y empieza a desarrollar su trabajo como creadora participando en diversos festivales del panorama español. En 2020 inaugura la exposición ‘Identidad cuerpo y tierra’ junto a la fotógrafa Sara Sánchez creando el Colectivo Tragasantas.

Aurora Costanza: se gradúa en el Conservatorio Superior de Danza “María de Ávila”de Madrid en 2019. En 2022 es intérprete en la coreógrafia “La viva muerte” de Carla Diego. Actúa en Nave 73 en “Fetiche” una obra de Sergio R. Suárez, estrenada en el Centro Cultural Paco Rabal en septiembre de 2021. También es intérprete y cocreadora de “MudarseInstalarse” un proyecto de Luna Sánchez estrenado en el Centro de Creación Contemporánea de Cadíz (ECCO) en marzo de 2021, que posteriormente se presenta en Madrid en Beta Pública, en el Teatro Távora de Sevilla y en Pla Roig en Barcelona. El proyecto actualmente ha recibido la Ayuda a la Creación Joven de 2022 (INJUVE) y fue residente en la Compañía Nacional de Danza en enero de 2022. También tiene experiencias con la danza inclusiva, trabaja con Antonio Quiles Villanueva en “Piedras (estudio al natural para cuerpos y paisajes)”. Trabaja en el proyecto Mu_da en colaboración con Plena Inclusión y el Museo Thyssen-Bornemisza. Es intérprete y cocreodora de “Y si solo fuimos sombra” estrenada en 2021 en el VI Festival Visible de Madrid.

Luna Sánchez: se graduada en el Conservatorio Superior de Danza “María de Ávila” en Madrid. En 2022 es intérprete en la nueva producción del coreógrafo Guillermo Weickert y también trabaja con Carla Diego en “La viva muerte”. En 2021 forma parte del elenco de “Comedía Sin Título” dirigido por Marta Pazos para el Centro Dramático Nacional. En 2020, trabaja con María Cabeza de Vaca en “Catástrofe” para el festival Surge Madrid 2020 y también, comienza a trabajar con Poliana Lima en “Las cosas en la distancia” y con la compañía Los Dedae de Chevy Muraday. En 2019 coreografía junto a Rocío Barriga “Quiral”, que viaja a distintos festivales y certámenes como “Migrats” en Valencia y “Cádiz en Danza”, entre otros, además, es finalista del Certamen “SóloDos Ourense” 2020 y del “Certamen 10 Sentidos” 2021. En 2018, estrena la obra “Spanish suite” de Kor’Sia. Los primeros pasos de su carrera tuvieron lugar en el Conservatorio Profesional de Danza de Cádiz, su ciudad natal. Pero, posteriormente se trasladó a Sevilla para continuar su formación en el Centro Andaluz de Danza mientras lo compaginó con sus estudios de Arquitectura en la Universidad de Sevilla.